lunes, 23 de enero de 2017

Biris Norte glorifica a un violador en el Sadar


El estadio del Sadar ha sido noticia en demasiadas ocasiones, muy a nuestro pesar, por situaciones en las que se hacía apología del terrorismo de ETA. Estoy hablando de las omnipresentes banderas que piden la liberación de los presos de ETA, o aquellos gritos de "Gora ETA" o amenazas explícitas como "esta noche mira bajo el coche", mayoritariamente localizados todos ellos en el sector del graderío que ocupa la peña futbolística de ultraizquierda Indar Gorri.

Ayer el Sadar volvió a ser noticia ya que durante el partido entre el Osasuna y el Sevilla, miembros de la afición visitante desplegaron una pancarta de apoyo a "el Gordo", alias por el que es conocido en los ambientes de la peña sevillista de extrema izquierda Biris Norte a  José Ángel Prenda Martínez, también conocido en los medios como "el Prenda".

El único mérito que tiene este personaje para aparecer en dicha pancarta se debe a que está siendo juzgado junto a otros cuatro amigos suyos por la comisión de la violación grupal que sacudió el inicio de los Sanferines del año pasado, si me ahorro el presunto se debe a que no era la primera vez que estos "valientes" habían actuado, habiendo encontrado la Policía Foral en sus móviles una grabación anterior en la que también abusaban sexualmente de una joven andaluza a la que probablemente habían drogado con alguna sustancia disociativa para que no opusiese resistencia.

"El Prenda" grabado por sus compinches durante la violación de los pasados Sanfermines. 


A cualquier persona que no precise de psicofármacos le escama que se glorifique a un violador, más aún en un contexto de evento de masas como es el fútbol moderno y las reacciones no se han hecho esperar en lo que se refiere a este último suceso en el Sadar, con reseñas en buena parte de los medios y declaraciones de personajes públicos como este tweet en el que el alcalde de Pamplona le reprocha a Carmen Alba la inacción policial:

Mientras Indar Gorri pone pancarta contra agresiones sexistas, hinchas del Sevilla jalean a presunto violador de SF. ¿Sra Carmen Alba...? pic.twitter.com/9BU2TnGOHH
— Joseba Asiron Saez (@josebaasiron) 22 de enero de 2017

En primer lugar, no se le puede reprochar a la Policía Nacional -que recordemos se encarga de las labores de vigilancia y seguridad en el Sadar debido a que la Policía Foral no tiene la capacidad de asumir esta labor- que unos sujetos saquen una pancarta en la se exalta a un violador, porque simplemente no se le puede pedir a los agentes destacados que conozcan todos los motes de todos los agresores sexuales habidos y por haber. De hecho, estos hechos ya están siendo investigados por la policía y serán propuestos para sanción ante la Comisión Antiviolencia.

No soy yo el que criticará que Indar Gorri o quien sea saque una pancarta en contra de las mal llamadas agresiones sexistas, incluso un reloj que está roto da la hora bien dos veces al día; pero ya lo rizarían si después no hiciesen propaganda de una organización responsable del asesinato de hombres, mujeres y niños. De la misma manera Joseba Asirón o Laura Pérez hacen el ridículo cuando se rasgan las vestiduras por este hecho, para luego llamarle "libertad de expresión" a que la parte vieja de Pamplona aparezca petada de carteles, pancartas y pintadas proetarras.

A la izquierda abertzale le importan un carajo las mujeres, sólo son un elemento mas a instrumentalizar en su asalto al poder y prueba de ello es que en Alsasua, cuando han sido agredidas dos mujeres por el mero hecho de ser "las novias de...", no sólo no lo han condenado sino que han tachado de "pelea de borrachos" un hecho perfectamente organizado que ha sido el punto álgido de una campaña de acoso que siguen sufriendo los guardias civiles y sus familias, que se encuentran destacados en lugares conflictivos de Navarra y el País Vasco. Es entonces cuando a Asirón y sus secuaces se les cae la careta de compungidos y quedan como los hipócritas que son.

Hispano

No hay comentarios:

Publicar un comentario